Gastronomía cubana
Udskriv

El turista no notará grandes diferencias en los hábitos culinarios pues una buena parte de la cultura gastronómica cubana procede de España, combinada, armoniosamente, con elementos africanos, de los indios primeros pobladores de la isla, y aderezada con una pizca de influencia asiática producto de la migración china del siglo XIX.

Aunque lleva buen sazón, la comida cubana no suele ser picante como la mexicana.

 

Quizá lo que mejor ilustre este crisol de culturas es el plato nacional, llamado ajiaco, en el que se cocinan juntas una serie de viandas, como la yuca, la malanga, el boniato, el maíz (muchas desconocidas en España) y una serie de carnes, frescas o saladas, lo que da lugar a un caldo espeso en el que flotan enteros los componentes, un caldo muy rico, cuyo sabor depende de lo que se le agregue, naturalmente existen infinitas versiones de este plato.

Además de las carnes y las viandas, se come mucho arroz, bien cocinado solo, completamente desgranado, o en diferentes combinaciones, con habas negras (arroz congrí o "moros y cristianos") o con habas rojas (congrí oriental).

Luego están los "chatinos", se hacen con plátanos "machos" (que aquí en España solo se encuentran en el Corte Inglés) fritos, aplastados y vueltos a freír, las guarniciones de yuca con mojo, las ensaladas, y el plato estrella de la fiesta, que es el cerdo, que allá se prepara de un modo ligeramente diferente.

Generalmente se asa, bien a la púa (afeitado, destripado y empalado) o bien al horno (sazonado y pinchado de un día para otro) y lo cierto es que queda riquísimo.La costa ofrece una riqueza increíble en pescados y mariscos (que solo se pueden adquirir legalmente en los restaurantes del estado) y no se puede ir sin probar la langosta enchilada.

Luego vienen los postres, dulces muy dulces (que en ocasiones resultan empalagosos para el gusto europeo) casquitos de guayaba, de toronja, dulce de coco, merengues duros, y nuestra inmortal "raspadura" que es azúcar, pura azúcar, que se extrae de la fábrica antes de acabar de elaborar, también gusta mucho el queso con mermeladas o con toronjas, el café se toma en pocas cantidades pero muy fuerte, y viene ya endulzado (así que si no lo quiere dulce, lo tiene que decir) Si Usted cree haber probado piñas o plátanos buenos en España, le sugiero que compare: se va a convencer que son insípidos con relación a los de Cuba. La manera que yo prefiero de ingerir las frutas cubanas es en batidos; allá se sirven espesos, dulces y muy fríos.

En los últimos tiempos el Estado, en una más o menos tímida política de liberalización de la microeconomía, está permitiendo que los particulares monten negocios familiares en el sector de la restauración: a causa de ello han proliferado los "paladares" a los que dedicamos una sección especial. Usted verá también pequeñísimas cafeterías domésticas -improvisadas en los bajos de una casa- donde podrá beber café al estilo cubano -se lo servirán ya con el azúcar-, batidos de frutas naturales o guarapo (zumo de caña de azúcar), que bien frío, es algo digno de probar y si va al Oriente del país, no se olvide de pedir "prú" bebida refrescante confeccionada a partir de raíces, muy digestiva, y que se sirve bien fría. Aqui tenemos una colaboración que nos envía amablememente desde la Habana, el Arquitecto Eduardo Negrín, (que dicho sea de paso, alquila una buena casa en el Vedado) y este señor nos dice lo siguiente: "Sra. Ana Julia Mena: Aquí le envío varias notas de cosas que creo sean importantes para el conocimiento de visitantes a mi querida ciudad LA HABANA. Las mejores cajitas de comida de mi zona se compran en la cafetería La guireña dentro del agro mercado que está situado en la calle 19 esquina B. Vedado, por solo un dólar obtienes arroz-frijoles (congrí), bistec de cerdo ensalada y viandas .En este agro se pueden comprar frutas y vegetales variados y frescos, el pago de los productos se hace en pesos cubanos, se puede cambiar los dólares en una casa de cambio (CADECA)en el mismo agro mercado. Las carnes que te ofertan en este lugar hay que seleccionarlas con mucho cuidado, ya que en los puestos de ventas no poseen higiene ni refrigeración. Otra venta de comidas económicas la hace la cafetería de Olmida donde se ofertan variedades de comida elaboradas, envasadas en cajas pequeñas de cartón (cajitas), pueden estar compuestas con carne de cerdo o pollo como plato fuerte , siempre acompañados de congrí y alguna vianda. La ubicación es calle 25 esquina L, al lado del hotel Habana Libre. Para mi juicio los paladares o restaurantes particulares, en este momento tienen una desventaja muy grande para competir en calidad, oferta y precios con respecto a restaurantes estatales, dado a los altos impuestos a que están sometido y a la poca diversidad de productos autorizados a vender, solo carne de cerdo, pollo y pescado, no PAPAS, CARNE DE RES, LANGOSTA, CAMARONES, por eso recomiendo restaurantes estatales económicos como: WAKAMBA. Ubicación: calle O entre 23 y 25. Vedado ambiente limpio y agradable con aire acondicionado y buen servicio precios bajos (5 dólares por persona incluyendo la bebida), variedad en el surtido. Increíblemente me lo recomendó un amigo gallego. PAIN DE PARIS: Especial para un buen desayuno, situado en la calle 25 esquina O vedado, oferta gran variedad de panes y dulces finos, calidad y limpieza. Con aire acondicionado, buen servicio y buen precio (5dolares/persona). Por la noche: JAZZ CAFé: Lugar bello y lujoso para escuchar música jazz en vivo.(Latín jazz).El costo para este tipo de lugar es bueno(12 dólares / persona) por comer y beber, no existe. cover de entrada.Ubicado en el tercer piso del centro comercial galerías de paseo, frente al hotel Melia Cohíba en el Vedado.

Para comer Ud. puede elegir entre varias opciones.  En una casa particular: Ud. puede comer en la casa que haya alquilado por cierta cantidad de dinero extra. En principio debe pagar la comida aparte, pero no siempre, y en cualquier caso debe preguntar. Yo siempre pagué 5 dólares por el desayuno y una comida, pero viajeros más recientes informan de que se está pagando entre 2 y 3 dólares por el desayuno y 5 por cada comida. Estos precios naturalmente son negociables y esto debe hacerse de antemano. Ellos son normalmente muy flexibles a la hora de servirle, las comidas suelen ser generosas, típicamente ensaladas, carne, arroz, pan, postre y café... la familia come aparte, probablemente porque sus platos no están tan llenos como el suyo.

En un Paladar, que es un restaurante privado en una casa, donde Ud. encontrará más o menos el mismo tipo de comida que en una casa particular. Una ración de cerdo o pollo cuesta unos 7 dólares, más cara sale una ración de mariscos, y la bebida es extra. Ya se enterara Ud. de los detalles por el boca a boca, por la familia que lo hospeda o por la gente de la calle. Tenga en cuenta, si come langosta, que es procedente del mercado negro, porque el gobierno prohíbe su pesca para dedicarlas a la exportación. En el Restaurante del Hotel: Yo nunca comí en restaurantes de hotel, y aunque el rey belga me comentó su satisfacción con el buffet durante sus vacaciones, Ud. debe hacer una buena selección de la comida, porque los precios son más parecidos a los de los países desarrollados que a los del tercer mundo. En los Restaurantes en Dólares: Están sobre todo en las grandes ciudades, y son del gobierno. Normalmente cuentan con una buena selección de comidas, pero más cara y con porciones más pequeñas que en los Paladares. La calidad varía. En esta pequeña lista de Donde Comer y Dormir en Cuba ilustra la variedad de sitios que existen por toda la isla, tanto privados como del gobierno. En los Restaurantes en Pesos: Están por las calles y solo se diferencian de los otros en el aspecto y en los precios del menú. Lamentablemente, suelen tener dos listas de precios (o dos menús diferentes) una en pesos para los cubanos y otras en dólares para los extranjeros, y no precisamente al precio de cambio (20 pesos por un dólar) Mientras que los cubanos pueden pagar 10 pesos (50 centavos de dólar) por el plato el extranjero paga 4 dólares por lo mismo.

Comer por la calle: Los particulares venden pizzas, bocadillos de queso, de jamón, de carne, o de pasta, también venden flanes, tortitas, refrescos y batidos de fruta, helados, cacahuetes dulces y otros brebajes. Estos alimentos, de no muy buen aspecto cuestan entre 1 y 5 pesos. En la Shopping (tienda en dólares) Además de ropas y artículos domésticos, venden comestibles secos o enlatados, bebidas, galletas, chocolates etc. y las panaderías en dólares tienen todos los tipos de pan, desde barras largas hasta tartas y pasteles. En el Mercado Campesino: Todas las ciudades tienen un mercado, adonde los campesinos venden lo que les sobra de sus cosechas después de satisfacer la cuota del estado, aunque en pesos, es caro (Por ejemplo dos pesos por un kilo de mandarinas) pero la cantidad varía. En las grandes ciudades hay docenas de vendedores, y en los pueblos quizás dos o tres.

Y aquí nos metemos de cabeza en el capítulo del ron, indispensable final, en una comida cubana que se aprecie, el ron se obtiene del envejecimiento del aguardiente de caña. Para consumirse solo o con hielo, los mejores son los rones dorados (con 5 años de añejamiento) pero para la coctelería se utilizan los blancos (carta blanca o carta plata) que son dos años más jóvenes.

Los dos rones cubanos más conocidos fueron creados en el siglo XIX, el Havana Club (Cárdenas 1878) y el Bacardí (Santiago de Cuba 1862) que actualmente se produce fuera de la isla, otras marcas actuales menos conocidas son "Caney", "Legendario", "Matusalén", "Varadero", "Bucanero", "Cariebean Club" y "Edmundo Dantés" con 25 años de añejamiento.

La coctelería cubana es famosa en todo el mundo, el trago más conocido es el "Cuba Libre" que lleva carta blanca, cola, un poco de jugo de limón, hielo y una rodaja de limón, seguido de cerca por

El Daiquirí, (con acento en la i) con ron, azúcar, jugo de limón y hielo batido, creado en el Floridita, muy del gusto de Ernest Hemingway, y el "Mojito" creado en la "Bodeguita del Medio" que es una refrescante liga de ron, jugo de limón, azúcar, soda, hielo y yerba buena.

Cócteles Cubanos

Pero la fiesta no estaría completa, si se termina sin paladear un buen puro habano. Aunque conocidos internacionalmente como "habanos" la planta de tabaco que le sirve de materia prima, se cultiva principalmente en las provincias de Pinar del Río, la más occidental de la isla, y en Villa Clara en la zona central, que son las que poseen climas y terrenos más adecuados, la planta suele tener más de un metro de altura y hojas muy anchas, que son las que se utilizan.

Estas hojas una vez secas y curadas, son enrolladas a mano por expertos en esta artesanía del sabor, y del olor, que ya acumula una tradición de varios siglos, y aunque el tabaco también se cultiva otros países, nada supera a nuestros puros. Actualmente la comercialización de este producto la realiza fundamentalmente la Corporación Habanos S.A. que ha creado las boutiques especializadas llamadas "Casa del Habano" que funcionan en régimen de franquicia por todo el mundo. .

En cualquier caso, no recomendamos comprar puros por la calle, aunque sean una ganga, en primer lugar porque suelen estar "trucados" y no tener la calidad adecuada, en segundo porque para sacarlos del país, la aduana exige los papeles de compra y en caso de no tenerlos, la "ganga" es decomisada. La aduana española también impone restricciones a la importación de estos productos.

Algunos de los lugares donde se pueden adquirir legalmente puros son la Casa del Habano del Hotel Habana Libre (L y 23, Vedado), la Casa del Habano de Varadero (Ave 1era y calle 64) y Palacio de Artesanía (Cuba No 64, Habana Vieja).